jueves, noviembre 29, 2007

Hindúes en el Noreste


Localeando, 29 de Noviembre de 2007 
Jaime Villasana Dávila 

Antes de iniciar mi columna quiero manifestar mi solidaridad total para Alberto Capella, presidente del Consejo Ciudadano de Seguridad Pública de Baja California y destacado activista en ese Estado, quién sufrió un atentado el pasado martes por un comando con la intención de liquidarle. Estimado Alberto, estoy contigo.

La semana pasada me encontré con un par de hindúes en un hotel de Saltillo y en un restaurant de Monterrey. Desconozco la razón de su estancia en esta última pero en Saltillo se debe a que empresarios de India están invirtiendo en empresas para desarrollar software.

Me entusiasmó ver a los hindúes en Saltillo. Su cultura es de las más importantes y ricas del mundo, poseen la democracia con la mayor población, su economía está creciendo a ritmos envidiables (entre 8% y 10%), su comida es excelente y son unos genios en la medicina, las matemáticas y la informática, siendo su compañía estrella de este rubro Infosys. En la siderurgia también destacan; la compañía Mittal es la acerera más grande del planeta.

Quizás su principal ventaja es que hablan inglés como consecuencia de haber sido colonia Británica y ello lo están aprovechando muy bien en un mundo globalizado cuyas distancias han sido reducidas por las telecomunicaciones. En su libro “El mundo es plano”,Thomas Friedman relata excelentemente cómo gracias a éstas, los hindúes han penetrado exitosamente en el rubro de servicios en EUA y UK apoyados por el idioma y por su excelente nivel educativo. En México no le damos la importancia que se merece ni al idioma de Shakespeare ni a la educación.

No todo es color de rosa en la India, como acontece en cualquier país. Algunas de sus creencias (cómo el de las vacas sagradas que deambulan libremente por las calles) impactan negativamente en la sanidad. Sus problemas separatistas por razones de diversidad étnica representan un punto frágil de su institucionalidad. Un férreo nacionalismo en miembros de sus élites les impide llegar a un acuerdo de paz con Pakistán y a entablar relaciones de confianza con China. La enorme cantidad de pobres es otro serio problema que les llevará décadas aminorar aún con su actual ritmo de crecimiento.

Pero la principal razón por la que me entusiasmó ver a los hindúes es por lo mucho que podemos aprender y beneficiarnos de ellos para desarrollarnos. Ahora de nosotros depende aprovechar su conocimiento.

jueves, noviembre 22, 2007

Un problema limítrofe serio

Localeando, 22 de Noviembre de 2007 
Jaime Villasana Dávila 

Sin duda la definición territorial de un país representa un aspecto fundamental de configuración institucional para el mismo. De hecho el territorio es parte de la triada población-territorio-gobierno, pilares sobre los que descansa y conforma cualquier comunidad nacional, regional, estatal o municipal.

Pero en México parece no importarnos este tema cuando se trata de nuestras fronteras internas (estatales y municipales). De acuerdo al Atlas de la Situación Actual de la División Político-Administrativa Interestatal de México, elaborado por INEGI, ¡25 de las 32 entidades mexicanas están en la indefinición parcial o total por falta de documentos que avalen la extensión de su territorio!. Lo mismo acontece con cientos de municipios, quizás miles.

Esto conlleva a interpretar que desde su fundación, México no ha tenido sus fronteras internas completamente definidas. Durante la colonia se dieron infinidad de reacomodos en los nuevos reinos, provincias o intendencias ya sea por cuestiones eclesiásticas, administrativas o militares, generando tensiones entre las élites gobernantes que veía su poder aumentar o disminuir según las disposiciones provenientes desde España. Lo mismo padecimos durante el siglo XIX. En el XX decidimos ocultar la realidad y en el XXI el asunto comienza a mostrar signos preocupantes con el conflicto limítrofe de Jalisco-Colima y varios otros más (Puebla-Morelos, Yucatán-Q.Roo-Campeche, Zacatecas-Durango, etc), los cuales sólo esperan ciertas condiciones para activarse (crisis, inestabilidad política, etc.).

El conflicto limítrofe Jalisco-Colima, ha causado en los últimos meses bloqueos de carreteras y enfrentamientos entre ciudadanos y policías de dichas entidades. A esto hay que sumarle los discursos incendiarios de ambos mandatarios; desde la mención de “guerra civil” por el mandatario colimense (La Jornada, 020807) hasta un “no habrá pérdidas humanas” por el gobernador jalisciense (El Informador, 191107), cosa que ni él ni nadie lo puede asegurar. Para garantizar la paz en la zona, el gobierno federal ha enviado elementos del ejército.

Esta situación obligó al Congreso federal a reformar en 2005 el artículo 46 constitucional para que el Senado resuelva este tipo de conflictos (ya no el Poder Judicial).

Urge resolver este asunto. Lamentablemente 200 años de indefinición limítrofe dicen otra cosa.

jueves, noviembre 15, 2007

¿Un gol de $40.5 millones?

Localeando, 15 de Noviembre de 2007 
Jaime Villasana Dávila 

La semana pasada la fracción del PRI en el Congreso de Coahuila presentó una iniciativa de ley para crear un fondo de ahorro para los 819 funcionarios de primer nivel de los tres Poderes del Estado y cuyo costo al erario sería (según el periódico Palabra 081107) de 40.5 millones de pesos al año.

En Coahuila el tema salarial fue todo un escándalo en 2006 debido a los famosos bonos que se auto-entregaron los funcionarios y autoridades a finales de 2005 y 2006. Lo atizó el hecho de que, luego de hacer una promesa por eliminarlos, no se hizo esto y ahora simplemente se deben presupuestar y listo, ¡son legales!. Mucha gente se sintió defraudada por ello.

La iniciativa sin duda es controversial porque los salarios de los funcionarios públicos de los tres niveles en México (Coahuila incluida) son de los más altos del mundo, no están del todo regulados, no pagan impuestos por el total de sus ingresos (sólo de su sueldo base) y sus resultados o desempeños como trabajadores son en lo general pobres.

Para atender este tema varios Estados crearon comisiones especiales que analizan, fijan y recomiendan los salarios de la burocracia y autoridades locales. Ejemplos de estas comisiones las hay en Jalisco, Estado de México, Nuevo León, etc. pero no han resuelto del todo el problema y en algunos casos los han empeorado.

Ahora viene esta iniciativa cuyo nombre es Ley de Fomento al Ahorro de los Servidores Públicos del Estado, la cual crearía un fondo que sería administrado por una aseguradora privada y en la que los funcionarios aportarían hasta el 10% de su sueldo y una misma cantidad la dependencia en la que trabajen.

La iniciativa me parece buena porque acota la enorme discrecionalidad existente en las liquidaciones de fin de gobierno, sin embargo cuestiono el techo máximo de aportación por dependencia. El 10% es demasiado si consideramos los grandes salarios que poseen, además ¿porqué se fijó ese porcentaje y no uno más bajo? ¿Aplica ese mismo porcentaje para el mercado laboral de la iniciativa privada?.

Si los legisladores priístas coahuilenses hubieran agregado otros mecanismos para transparentar y regular el tema salarial y si nos dijeran cuanto se gastó en Coahuila al final del trienio/sexenio pasado por concepto de liquidaciones a funcionarios de confianza comparado con el costo de esta iniciativa quizá la recepción ciudadana hubiera sido distinta.

jueves, noviembre 08, 2007

El Museo del Noreste (MUNE)

Localeando, 8 de Noviembre de 2007 
Jaime Villasana Dávila 

El pasado sábado visité con un buen amigo el recién inaugurado Museo del Noreste (MUNE) ubicado en Monterrey. El museo es moderno y cuenta la historia de la región a través de diversas etapas. Posee pocos objetos personales de actores importantes de nuestra historia regional (algo necesario para ilustrarla integralmente), pero sin duda merece visitarse.

El MUNE viene a sumarse a una serie de hechos políticos, sociales, económicos y culturales que están aconteciendo en el Noreste de México (Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas) y que impactarán en el futuro de la zona y del país aunque es muy pronto para saber el alcance.

Esta dinamicidad multidisciplinaria en la región renació a partir del 2000 como consecuencia del reacomodo del poder político en el país. La caída del presidencialismo desató nuevos procesos y reactivo algunos viejos. El de Nemex (Noreste de México) es uno de estos.

Si vemos en perspectiva lo sucedido desde entonces en la región podemos visualizar un encadenamiento de acciones para reconstruir y consolidar una identidad norestense desde diversas trincheras; inició con las reuniones cumbres de los tres gobernadores (Enrique Martínez, Fernando Canales y Tomás Yarrington), luego la Cabalgata, después la apertura de la oficina Nemex en Houston, el lanzamiento del programa INVITE por parte de Nuevo León, los pleitos y discursos de los gobernadores de la zona para con el gobierno federal, entre otros, hasta llegar ahora a la apertura del MUNE, el primero de gran envergadura en el tema cultural.

El MUNE se suma a otros museos de carácter territorial que alimentan identidades regionales como el Museo Maya (Chetumal) y el Museo Regional Huasteco (Ciudad Valles) más sin embargo el MUNE tiene límites territoriales bien marcados sobre Estados definidos. Los otros dos abarcan partes de varios Estados y eso difumina identidades y sentidos de pertenencia.

La creación y promoción de cualquier iniciativa que ensalzara identidades regionales fue una prohibición no escrita en todo el siglo XX ¿la razón? Se estaba construyendo el nacionalismo mexicano y no se permitían fugas identitarias. Además los movimientos separatistas del siglo XIX habían traumado a los líderes políticos.

Pero en los albores del siglo XXI el escenario nacional ha cambiado y las identidades regionales comienzan a resurgir. Ya veremos sus consecuencias.

jueves, noviembre 01, 2007

El CIAPM; una iniciativa interesante

Localeando, 1 de Noviembre de 2007 
Jaime Villasana Dávila 

La semana pasada el Alcalde de Saltillo anunció el proyecto denominado Centro Integral de Administración y Planeación Municipal (CIAPM). El proyecto sin duda es interesante. Lo que hace al CIAPM digamos específico es la conjunción de la administración con la planeación (o viceversa), dos conceptos complementarios pero hasta ahora operados de manera independiente. Ahora me explico.

Más de 30 municipios mexicanos han optado por establecer un organismo para su planeación integral y su nombre común es IMPLAN (Instituto Municipal de Planeación) y los hay en Chihuahua, León, Aguascalientes, etc. Otro nombre utilizado es IMIP (Instituto Municipal de Investigación y Planeación), siendo el más famoso el de Ciudad Juárez. Hay uno muy sui generis porque es metropolitano; Boca del Río-Veracruz y hasta donde sé es el único en su tipo. Su nombre es IMPLADE. En Coahuila tristemente no hay de ningún tipo.

Los IMPLAN o IMIP son entes con autonomía operativa y financiera porque el tema de la planeación es tan crucial que no puede estar atado a un partido político, gobierno o grupo de interés. Sus directores son electos en base a un proceso abierto y transparente, debiendo ser forzosamente apartidistas. Manejan indicadores pero no tanto de gestión gubernamental sino de impacto. Los de gestión siguen siendo operados por el gobierno. Son, en suma, entes que han venido a atacar uno de los graves problemas de los municipios mexicanos; la discontinuidad de proyectos y programas.

Sobre la iniciativa del Alcalde saltillense, si el CIAPM se enfocará solo a medir y planear la labor gubernamental y ser un área más del gobierno, pues sin duda debe implementarse a la brevedad posible. Otros municipios ya operan algo similar aunque con otro nombre (Dirección de Planeación Municipal, Dirección de Gestión Municipal, etc.).

Pero si al CIAPM se pretende convertir más adelante en un IMPLAN o IMIP entonces deberá hacérsele algunos ajustes conceptuales para darle la fortaleza institucional que merece.

Celebro esta iniciativa porque denota un interés por el importantísimo tema de la planeación y de los indicadores y hago votos para que el CIAPM pueda transformarse en su momento en un organismo tipo IMPLAN o IMIP no sólo para Saltillo sino para todo el sureste del Estado. Bien que lo necesitamos dado el gran crecimiento que registra la región.