jueves, junio 26, 2008

Ocho años después

Artículo Localeando, 26 de Junio de 2008 
Jaime Villasana Dávila 

Dejé Saltillo a finales de 2000 para iniciar un recorrido que me ha tomado casi ocho años. Me fue más fácil partir que ahora regresar. Como a cualquier otro le pasa, hubo luchas constantes entre el deseo humano de “explorar” versus “regresar”.

Desde entonces muchas cosas han ocurrido en la capital del sarape; ha crecido en casi un 50% en los aspectos poblacional y urbano. En lo personal me sabía la ubicación de muchísimas colonias saltillenses. Hoy me cuesta recordarlas y ya ni hablar de las innumerables que se han creado.

En aquel año, como hoy en día, el PRI gobernaba la ciudad y el estado. Me parece ahora está más fuerte que nunca debido en parte a la división del PAN (esto si no cambia). La UDC sigue, igualmente, sin despegar. El balance político continúa siendo mínimo y parece que a los coahuilenses nos gusta que así sea. Mantengo mis dudas.

En todo este tiempo tampoco me mantuve desconectado. Trataba de informarme leyendo por Internet (bendito seas) los periódicos saltillenses. Además debía hacerlo si quería escribir en esta columna sobre el acontecer local. Las visitas ocasionales también me ayudaban a no perder contacto físico.

Para “acercarme” un poco más a Saltillo escuché con frecuencia la XESJ y la 1330 por Internet, más durante los dos años que estuve por Tokio y Bilbao. El traslado a Washington DC me acercó y con ello las visitas se hicieron más frecuentes debido al trabajo. Pero tampoco eso era lo mismo a radicar en la ciudad.

Muchas cosas aprendí en lo personal y en lo profesional en este recorrido ¿aun no terminado?. Gané amigos y una esposa. También me permitió reafirmarme que sí podemos tener mejores condiciones sociales, políticas y urbanas en Saltillo y en Coahuila si todos nos comprometemos más. Japón, España y EUA así me lo ilustraron.

Así pues, luego de ocho años regreso el 2 de julio a mi siempre entrañable Saltillo para radicar por seis meses, quizás más tiempo. Será emocionante re-vivirlo, re-sentirlo en corto para descubrir detalles de sus cambios, a pesar de que mis conocidos siempre me dicen que “no hay nada nuevo”.

Pero lo más importante será el convivir con la familia, amigos, gente y disfrutar de esos atardeceres que créanme, no tienen comparación en el mundo.

Glosa; Enhorabuena para el ICAI y el gobierno estatal por haber impulsado y logrado la reforma a la ley de transparencia. Ya tiene “dientes”, ahora a usarlos contra quien no cumpla la ley.

jueves, junio 19, 2008

Ahora le toca a Sonora

Artículo Localeando, 19 de Junio de 2008 
Jaime Villasana Dávila 

El desmoronamiento del presidencialismo en México a partir del 2000 sigue aportando insumos que fortalecen el regionalismo en el país. El último “insumo” se está dando en Sonora por un conflicto entre el estado noroestense y el Gobierno Federal. Lo mismo que vivió Coahuila en el 2006 con guerras de declaraciones entre ambos bandos (calificativos incluidos) lo mismo que vive Sonora en el 2008, aunque el detonante cambia.

El pleito se debe al mal estado de la carretera de cuota ubicada en el sur de Sonora y administrada por el Gobierno Federal. Además de exigir su reparación (debió de hacerse en Abril) el gobierno sonorense solicita retomar la administración de la autopista y eliminar la caseta de cobro llamada “Fundición”.

Ante el supuesto incumplimiento del gobierno federal el gobernador Eduardo Bours declaró “Si no quieren entender por las buenas [el gobierno federal], pues que entiendan por las malas” (Reforma, 060608). Acto seguido ordenó la rehabilitación de “burladeros” para evitar el cruce por las casetas, afectando los ingresos de CAPUFE.

Las tensiones entre los dos bandos se remontan al menos a Noviembre pasado cuando la AFI hizo un cateo en la casa del jefe de escoltas del gobernador. Por ese hecho Bours declaró “No hay nada mejor que le pueda pasar a Sonora que se vayan de aquí los de la AFI" (Reforma, 211107).

Para calmar los ánimos de ese conflicto el gobierno federal destituyó a varios jefes policiacos pero el actual es más serio y con mayor alcance. Los diversos sectores sociales han respaldado al gobernador. Algunos organismos de su partido (PRI) han llamado públicamente “guachos” (un sobrenombre despectivo para los fuereños –para algunos xenófobo-) a los representantes federales. También afirman que el gobierno federal se opone a que los sonorenses tengan la carretera que se merecen.

¿Cómo terminará este conflicto? Eso ya no importa porque otra semilla regionalista ha sido ya sembrada. México continúa sin poder hallar la fórmula para lidiar con este tipo de tensiones.

Glosa: El viernes pasado falleció Tim Russert, conductor de “Meet the Press”, un excelente programa dominical en NBC de análisis de la política estadounidense. La elegancia y contundencia de las preguntas de Russert a sus entrevistados lo hicieron ser uno de los mejores, sino es que el mejor en su categoría. Puede verlo en www.youtube.com Su muerte deja un hueco difícil de cubrir. Descanse en paz.

jueves, junio 12, 2008

Reacciones gubernamentales

Artículo Localeando, 12 de Junio de 2008 
Jaime Villasana Dávila 

Aun y cuando debiera estarme ocupando por disfrutar de mi estancia en Bilbao, no dejo de reflexionar en las reacciones que tiene un gobierno cuando un medio de comunicación publica algo que no le favorece.

El tema me es familiar porque formé parte de uno municipal y siempre que acontecía algo así los mecanismos de defensa se nos activaban inmediatamente. Por aquel entonces (97-99) había un periódico que constantemente nos amargaba el día (Vanguardia) y hacíamos cuanto se podía por minimizar o desmentir la nota o reportaje en cuestión aún y cuando esta era justa ¿la razón? Estando en el gobierno (poder) el ser humano suele transformarse, generando la sensación de que lo hecho (aunque esté mal) no debe ser criticado debido al enorme esfuerzo realizado.

Aquí en España, en EUA o cualquier otro país desarrollado la clase política ciertamente suele reaccionar a la defensiva ante un medio critico sin embargo la diferencia está en el tipo de respuesta que se da. Parece poca cosa pero ello refleja en parte el grado de cultura política que esa sociedad tiene; si ésta es sólida la intención del gobierno a una nota justa suele ser encontrar la mejor respuesta sin negar la veracidad de tal nota, incluso aceptar un “nos equivocamos”, cosa que la gente suele apreciar mucho. Tony Blair era uno de esos y nunca perdió una elección.

Traigo a colación estas anécdotas y hechos debido a los desencuentros del Gobierno estatal y municipal saltillense con el periódico Palabra. El último ocurrió la semana pasada luego de un sano ejercicio de acceso a la información practicado por el medio informativo y donde ninguno de los dos gobiernos antes citados salió bien librado.

El ejercicio pareció serio y simplemente siguió un procedimiento citado por la ley (solicitar información). La respuesta del gobernador fue que los resultados habían provenido de “una fuente de sodas”. El alcalde se escudó en las “auditorias permanentes”. Las reacciones a ejercicios similares de otros medios han sido también en el mismo tono.

Me parece que ante un ejercicio como éste la mejor respuesta hubiera sido un “verificaré los hechos” o aceptar simplemente el rezago. Pero se prefirió el ramalazo. Lo mismo hicimos nosotros en su momento, igual lo hacen panistas y perredistas y el mexicano en general, lo que no abona al desarrollo político.

Es necesario que todos mostremos posturas más sinceras si queremos avanzar.

jueves, junio 05, 2008

Derramadero

Artículo Localeando, 5 de Junio de 2008 
Jaime Villasana Dávila 

Derramadero es un ejido que vuela para convertirse en ciudad. Incluso es muy probable que en 20 o 30 años sus autoridades y habitantes deseen convertirse en municipio debido a que Saltillo (dirán ellos) no atiende debidamente sus necesidades. Esto no deberá preocuparnos, suele suceder en municipios con una ciudad satélite que, por sus características socio-económicas, requiere autonomía política para procurarse un mejor destino.

Y mientras el anterior escenario se presenta hay muchos retos en la ya nombrada “Ciudad Derramadero”. Uno muy básico se refiere al reto de la disponibilidad de la información sobre su planeación, esto para saber hacia dónde va Derramadero y su impacto en Saltillo. Hoy sólo tenemos pedazos discontinuos y desbalagados de tal rompecabezas. No se vislumbra un mando (si lo hay se desconoce) e incluso hay autoridades que no saben con certeza del proyecto de ciudad y sus alcances (y eso no es un buen presagio).

Un claro ejemplo de lo anterior es el director de Servicios Estatales Aeroportuarios, José Vega Bautista, quien sugirió en una entrevista (Palabra, 030608) conocer poco sobre el anuncio del Gobernador de construir un aeropuerto en la zona en cuestión; “esos son los únicos datos que tenemos de la intención del gobernador”, señaló. Por supuesto no es su culpa.

Si yo fuera líder de gobierno lo primero que haría es nombrar un líder o vocero de proyecto que a la postre contaría con un staff temporal (toda vez que en Coahuila no tenemos mecanismos como los IMPLANes) para que trabajen en el mismo y tenga más probabilidad de éxito. Es imposible que el gobernante máximo (en este caso el gobernador o alcalde) cuenten con todos los detalles o den seguimiento al mismo (no son todólogos).

Una segunda acción (o primera quizás) que haría es abrir una página Web donde se coloque toda la información oficial que se tenga sobre el citado proyecto porque los ciudadanos merecen conocerlo y tener cuanto detalle sea posible. Sobran casos al respecto, por ejemplo el proyecto de ampliación del metro de DC al aeropuerto Dulles (www.dullesmetro.com). Esto me ahorraría muchas declaraciones (y tropiezos).

En resumen, se trata de darle orden a un proyecto muy importante que merece nacer bien para luego poder caminar. Ojalá pronto podamos consultar www.derramadero.gob.mx o algo por el estilo.

Glosa: ganó Obama, ha hecho historia. A re-leer a Irving Wallace y su obra El Hombre (1964). Muy recomendable.