sábado, septiembre 26, 2015

¿España sin Cataluña?

Artículo Localeando, 26 de septiembre de 2015
Jaime Villasana Dávila

Mañana habrá elecciones autonómicas en Cataluña, algo así como elecciones en el estado de Aguascalientes o Coahuila, por citar ejemplo. Este hecho tendría cero relevancia si fuesen unas elecciones normales, pero no es así.

Si Catalanes votan por la independencia, entonces
déjenlos ir o ¿acaso España no puede dejar Unión
Europea?
En tales elecciones hay dos posturas; Coalición “Juntos por el Sí” (JS) y resto de partidos. El primero está liderado por Artur Mas, actual President (gobernador) de Cataluña, y su principal promesa de campaña es que, de ganar, declararán la independencia de Cataluña de manera unilateral. A la coalición JS lo apoyan famosos catalales como el ex –entrenador del FC Barcelona Pep Guardiola, entre otros.

En el resto de partidos están los unionistas, aunque con distinto discurso. Destaca el conservador Partido Popular (PP), al cual pertenece el actual Presidente español Mariano Rajoy. El PP es el heredero de la ideología de Francisco Franco en una versión moderada.

Por años los nacionalistas catalanes le han pedido al Estado español que actualice el diseño institucional, fiscal y jurídico que regula la inserción de Cataluña en España. Desean algo como lo que hoy tiene el País Vasco, quienes se encargan casi de todo en su territorio y pagan dinero al Estado español para que sea distribuido a otras autonomías más pobres, por la defensa (ejército), etc.

Pero el Estado español se ha negado siquiera a escuchar los planteamientos de los nacionalistas catalanes. Tiene miedo de abrir la caja de pandora. Si le da a los Catalanes lo que piden, mañana querrán lo mismo Galicia, Andalucía o Asturias, conllevando a la debilidad del Estado español y por lo tanto de la unidad nacional.

El tema de las regiones (estados, autonomías, territorios) dentro de un país es complicado. Conforme el mundo se desarrolla, la sociedad se hace más exigente y los Estados-Nación enfrentan crisis existenciales, las regiones cobran relevancia para dar viabilidad nacional a un país. Sirven también de intermediarios políticos y económicos con las ciudades-municipios, espacio de la vida cotidiana del ser humano.

Pero las regiones también tienen sus retos. Muchas de ellas sobreviven de transferencias del gobierno nacional (caso México) y en otras las agendas políticas de sus líderes por una mayor autonomía no son genuinas (sobran ejemplos en México).     

Regreso a Cataluña. Rajoy y sus seguidores han cometido errores básicos que han acrecentado el sentimiento catalán. Ello deja una gran lección al resto de países con regiones exigentes; siéntate a dialogar y negociar y hazlo antes de que sea demasiado tarde. UK lo hizo y Escocia sigue siendo UK.


Sea lo que decidan mañana los catalanes, mucha suerte y éxito. 

No hay comentarios: